Bloquean subasta de cuadro de Tamayo en Nueva York

Por CARMEN VALDIVIESO HULBERT – NUEVA YORK – Noviembre 19, 2007

Una disputa legal impedirá la subasta del cuadro “Trovador” de Rufino Tamayo, que debía realizarse el lunes y en la que Christie’s esperaba obtener una suma sin precedentes para el artista mexicano.

Christie’s confirmó el lunes que la Corte Suprema del estado de Virginia había bloqueado la subasta de “Trovador” y otras tres obras propiedad del Randolph College.

Un grupo de personas que se oponen a la venta acudieron a los tribunales y el caso llegó a la Corte Suprema, que prohibió el remate de esas obras a la espera de que se defina la situación.

Los directivos de la universidad esperaban obtener un ingreso de por lo menos 32 millones de dólares en la subasta de “Trovador”, “Men of the Docks” (Trabajadores de puerto) de George Bellows, “A Peaceable Kingdom” (Un reino apacible) de Edward Hicks y “Through the Arroyo” (A través del arroyo) de Ernest Hennings. Se esperaba que “Trovador” fuese vendido en 2 o 3 millones de dólares, cifra récord para Tamayo.

“Nos sentimos decepcionados por la orden del tribunal”, dijo Christie’s en un comunicado. “Esperamos tener la oportunidad de ofrecer a la venta estas excepcionales pinturas en una fecha posterior, a fin de apoyar los esfuerzos de Randolph College para asegurar su futuro”.

El tribunal dio a los demandantes un plazo hasta el 3 de diciembre para mantener la orden mediante el pago de una garantía de un millón de dólares, una décima parte de la suma que había fijado inicialmente un juez de primera instancia.

Los demandantes consideran que no sería ético que el centro de estudios vendiese obras de su Museo de Arte Maier con fines de lucro.

“Hay un contrato ético entre los donantes (de las obras) y un museo”, declaró Ellen Agnes, ex directora adjunta del museo y una de las demandantes. “Uno usa estas obras como herramienta educativa. Los museos no consideran sus obras un artículo financiero”.

La portavoz de la universidad Brenda Edwon dijo que dos de los cuadros fueron donados y los otros dos comprados, y que ninguna de las obras tiene restricción alguna acerca del uso que se les debe dar.

El hecho de que no haya restricciones explícitas es irrelevante, según quienes se oponen a la venta.

“Los donantes no fijaron restricciones porque jamás nadie habría imaginado que esto podía suceder”, manifestó Laura Katzman, quien renunció en abril como profesora de arte estadounidense y directora del progrema de estudios de museos de Randolph.

Randolph dijo que decidió poner los cuadros a la venta porque enfrenta una difícil situación económica.

Se pensaba que el óleo de Tamayo sobre lienzo de 153,4 por 127 centímetros, de 1945, rompiese el récord previo del artista mexicano, establecido en la misma casa de subastas en 1993 con la pintura de 1955 “América (Mural)”.

La obra, en la que aparece un músico cantando con su guitarra mientras dos mujeres lo miran desde atrás, “refleja su estilo característico de formas semiabstractas y maestría de color”, dijo Christie’s en un comunicado.

“Este icónico trabajo es la pintura más importante de Tamayo que se subasta en una década”, aseguró.

En esta ocasión Christie’s se jacta de presentar su más valiosa colección de arte latinoamericano, y estima ventas por hasta 22 millones de dólares entre el lunes y el martes.

Se destacan de entre 300 lotes “una rara aparición en el mercado” de Remedios Varo, “Exploración de las fuentes del río Orinoco” (1959), que la rematadora espera vender por entre 400.000 y 600.000 dólares.

El cuadro muestra a una mujer con la mirada fija navegando en un vehículo mágico por un nebuloso Orinoco de Venezuela. “Tiene un aura inolvidable y místico que hace referencia a los sentimientos de transición y separación de Varo”, dijo la casa de remates.

Del colombiano Fernando Botero, figura un trabajo de principios de su carrera, “El domingo por la tarde” (1967) de su serie de picnics, cuyo valor de preventa estimado es de 1,4 a 1,8 millones de dólares.

Asimismo están “El cuarto”, un retrato de una corpulenta mujer vestida con lencería, que podría venderse por entre 800.000 dólares y 1,2 millones, y la escultura “Pedro a caballo”, que muestra a un niño sobre un caballito de juguete y cuyo valor estimado es de 200.000 a 300.000 dólares.

Por su parte, el cuadro “Las floreras” (1933) del mexicano Alfredo Ramos Martínez, que Christie’s describe como “un maravilloso ejemplo del estilo californiano del artista, que emplea figuras geométricas, pureza de líneas, una paleta reducida y una fuerte narrativa”, podría rematarse por entre 800.000 dólares y 1,2 millones.

Además, se presentan obras del uruguayo Joaquín Torres García, el mexicano Diego Rivera, los chilenos Roberto Matta y Claudio Bravo, y el cubano Wifredo Lam, entre otros destacados artistas.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: