Una mirada al Japón contemporáneo

México, 15 de diciembre.- La melancolía con la que vive el pueblo nipón vista a través de la mirada del arte contemporáneo de ese país es lo que ofrece la exposición itinerante “Más allá de lo ordinario/extraordinario: fotografía japonesa”, inaugurada la víspera en el Centro de la Imágen, en esta ciudad.

La muestra, que estará abierta hasta el 25 de febrero de 2007, está conformada por imágenes de 11 fotógrafos japoneses actuales, cuya diferente forma de percibir la realidad confronta la confusión de un mundo complejo y es una ventana al palpitar del arte moderno.En un texto, Michiko Kasahara, curadora de la muestra que ha dado la vuelta al mundo y del Museo de Arte Contemporáneo, en Tokio, planteó que Japón vive un tiempo de melancolía, como consecuencia del sistema capitalista adoptado al término de la Segunda Guerra Mundial (1939-45).Al respecto, Gustavo Prado, curador del Centro de la Imagen, explicó que Kasahara da a entender con ello que los 11 artistas de la exposición buscan una manera de identificarse como seres individuales dentro de la sociedad global.Los artistas de la lente tienen entre 25 y 60 años, por lo que representan una visión plural, en su mayoría femenina, y son de los más importantes fotógrafos de ese país asiático, como Yayoi Kusama, considerada la mejor del arte contemporáneo nipón.”Estos 11 personajes, de los cuales ocho son mujeres, están planteado nuevas maneras por medio de la fotografía de cómo vencer los estereotipos sociales, las tradiciones machistas y, así, adquirir una identidad y una conciencia”, indicó.”Más allá de lo ordinario/extraordinario: fotografía japonesa”, muestra patrocinada por la Fundación Japón, hace una exploración acerca de los roles de género, del papel de la mujer en la sociedad contemporánea nipona, así como enfrenta la tradición contra la modernidad, añadió Prado.También, continuó, con la muestra no sólo se puede observar cómo es la sociedad japonesa de hoy, sino la forma en que percibe a Occidente.Al respecto, la serie de Yokomizo Shizuka es resultado de un experimento que realizó la artista en el que “aventaba por debajo de las puertas de departamentos una nota que decía: “hola extraño, soy una fotógrafa y si quieres ayudarme en mi obra asómate mañana en la ventana en la noche”. La consecuencia fueron 10 retratos, ocho de personas occidentales y dos japonesas, hecho que refleja que “a nosotros nos gusta que nos vean, eso significa que aún es una nación muy cerrada”, comentó.Otro ejemplo de cómo se observa a la sociedad japonesa de hoy a través de la mirada de estos 11 aristas es una serie con la técnica collage, hecha a base de recortes de papel periódico pegado con engrudo y que reconstruye fotografías de familias inexistentes con los rostros borrados.”En esas caras se espera que nosotros nos encontremos, abren una puerta a la memoria, toman la tradición por delante y critican a la modernidad”, aseguró Prado.La exposición forma parte del acervo de la Fundación Japón, la cual se encarga de llevar expresiones artísticas, tanto tradicionales como contemporáneas, a otros países. (Con información de Notimex/MVC)

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: